Ir al contenido principal

El invernadero más grande del mundo: Eden Project.

Eden Project es un invernadero que resguarda un auténtico paraíso vegetal, tiene cabida para más de un millón de plantas, lo que lo coloca en el libro Guinnes de los Récords como el invernadero más grande del mundo. Sin duda es toda una referencia para el que guste del mundo natural.

Este proyecto fue diseñado por Tim Smit y se localiza en Cornwall (Reino Unido), donde antes se ubicaba una mina de arcilla abandonada hace más de 160 años. El invernadero esta compuesto por tres estructuras llamadas biomos, donde cada biomo es una compleja comunidad biológica determinada por cierto número de plantas y organismos.

Un invernadero distinto.

Los biomos son unas estructuras fabricadas con acero y otro material conocido como ETFE (ethyltetrafluoroethylene) con el que se forman paneles hexagonales. A lo largo de los primeros meses de su construcción se captaron 162.7 millones de litros de agua de lluvia, mediante un sistema de drenaje subterráneo. En la actualidad toda el agua utilizada en Eden procede de la lluvia.

Los tres biomos que conforman el proyecto son: el biomo tropical, el biomo mediterráneo y un biomo al aire libre, en donde este último recrea las características de los típicos jardínes ingleses. Para darnos una idea de las dimensiones, el biomo tropical es tan grande que la torre de Londres cabría en su interior.

En el interior de un biomo.

Dentro del biomo tropical se encuentra la selva tropical bajo cubierta más grande del mundo. Con el uso de microdifusores de agua es posible regular el clima interior, manteniendo la humedad relativa en 90% durante la noche y 60% en el día. La humedad del suelo es controlada mediante una red de riego por goteo.

En el biomo mediterráneo se tiene una representación de los ecosistemas mediterráneos, con plantas típicas de dicha zona, entre las que destacan los limoneros, olivos y hierbas aromáticas, procedentes del Mediterráneo, Sudáfrica y California. El clima se mantiene más seco mediante aberturas de aire que reducen la humedad y evitan la proliferación de hongos.

Por último, el biomo al aire libre exhibe un amplio repertorio de la flora característica del Reino Unido, incluyendo té, lavanda, lúpulo, cáñamo y girasol. El jardín se convierte en una valiosa fuente de información sobre la historia de las plantas y cómo pueden utilizarse para producir medicinas, combustible, materiales y comida a lo largo del mundo.

Fuentes:

Comentarios

Entradas más populares de este blog

La lechuga espacial va siendo una realidad

Existen muchos factores que se tendrán que superar para que en algún momento la humanidad comience a colonizar otros cuerpos celestes, todos ellos de importancia. Pero si tuviéramos que elegir cual aspecto es el más fundamental, sin duda estaríamos hablando de la comida. Para salir de nuestro planeta primero tendremos que asegurarnos de que podemos cultivar alimento en el espacio.
Y esto es justo lo que hicieron los astronautas de la Estación Espacial Internacional hace apenas unos meses. Bueno, no es que hayan obtenido una cosecha impresionante, pero cuando menos ya pudieron probar a que sabe una lechuga cultivada en el espacio, cuya variedad ha sido denominada Ouredgeous, palabra derivada de las palabras rojo y extravagante, en inglés.
La lechuga en cuestión se obtuvo a partir de semillas que llevaban en la Estación 15 meses. El hecho de tenerlas tanto tiempo guardadas allá arriba es para analizar los efectos que la microgravedad tiene sobre las mismas. Fue el astronauta Scott Kelly q…