Ir al contenido principal

¿Porqué hacer hidroponía?

Apartándonos un poco de los factores que están obligando a implementar la hidroponía como sistema productivo, en esta ocasión me gustaría hablar un poco al respecto de las razones o los motivos por los cuales alguien se podría interesar en practicar esta técnica.


Como una visión de negocio altamente rentable.

La hidroponía representa una opción de producción en la cual se pueden obtener ganancias económicas muy altas si se sabe manejar adecuadamente el cultivo y al mismo tiempo se consigue una ventana de negocio adecuada. Es verdad que si se desea establecer un proyecto hidropónico la inversión inicial es alta, pero también es cierto que ese dinero se puede recuperar en muy corto plazo si se pone el cuidado necesario a cada uno de los detalles, tanto del cultivo como de la comercialización.

Si lo que se desea es comenzar un proyecto grande, lo primordial es contar primero con los contactos necesarios para la posterior comercialización, es decir, es necesario conocer los canales de compra-venta y los lugares en los cuales se podría vender el producto porque de muy poco sirve producir mucho y de buena calidad si no se tiene a quien vender el producto a un precio adecuado.

La hidroponía se puede aplicar a una gran cantidad de cultivos, como el pepino.

Promover una agricultura más ecológica.

Para todas aquellas personas preocupadas por el medio ambiente, la hidroponía representa una alternativa más ecológica a la producción convencional, pues el aprovechamiento de los recursos se optimiza a tal punto que es posible cuantificarlos. En este sentido es el agua uno de los recursos que menos se desperdicia, porque es posible implementar su desinfestación y posterior recirculación, con lo cual se puede utilizar varias veces.

Es verdad que la hidroponía como sistema productivo no es lo más ecológico del mundo, pues en su implementación se utilizan muchos materiales que pueden perjudicar el balance del entorno natural, como los fertilizantes y los agroquímicos, sin embargo, también es cierto   que es posible adoptar medidas que minimicen su impacto mediante la implementación de planes de manejo responsables, por lo que mucho depende de la mentalidad de los productores.

Terapias ocupacionales.

Las personas de mediana edad y ocupacionalmente activas son el soporte económico de los niños y las personas de edad avanzada, los primeros porque aún no están en edad de trabajar y los segundos porque su etapa productiva a terminado. Con respecto a estos últimos siempre ha existido el problema de que muchas veces se sienten desplazados dado que no hay actividades disponibles para que realicen, siendo que muchos aún tienen las capacidades de aportar algo a la sociedad.

La hidroponía se puede adaptar fácilmente a superficies pequeñas, en las cuales es posible implementar unos cuantos cultivos, donde en lugar de fines comerciales se tengan fines recreativos o de terapia ocupacional para que las personas mayores puedan aprender a producir parte de sus alimentos de consumo diario como las hortalizas, para de esta manera mantenerse activos, pudiendo llegar a comercializar en pequeñas cantidades con sus propios vecinos. 

Educación de nuevas generaciones.

No hay nada más gratificante para un niño que aprender desde pequeño que su esfuerzo puede dar resultados visibles, y en este sentido la aplicación de la hidroponía vía huertos escolares o familiares es una opción con muchos beneficios, pues es una forma práctica de inculcar a las nuevas generaciones muchas ideas positivas, como el respeto por el medio ambiente y sus recursos, y la importancia de una alimentación saludable. Además se fomentan muchos valores, pues al saberse responsables de sus propios cultivos los niños van adquiriendo conciencia de la importancia que tienen, pues hay seres vivos que dependen de sus cuidados.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Qué son los invernaderos?

Dentro de las estructuras utilizadas en la Horticultura para proteger los cultivos, las más utilizadas son los invernaderos. Generalmente un invernadero se entendía como un sitio acondicionado para abrigar plantas durante el invierno y así protegerlas de las bajas temperaturas que se presentan en tiempos de frío.

En la actualidad dicho concepto de invernadero ha sido rebasado por las circunstancias, puesto que ahora se construyen y utilizan invernaderos en ambientes bastante diferentes para los que fueron concebidos, como el trópico con ambientes bastantes cálidos.
El diseño de un invernadero depende de muchos factores.
Por lo tanto, en el contexto actual un invernadero es definido como una construcción agrícola con una cubierta traslúcida en la cual es posible reproducir o simular las condiciones climáticas más adecuadas para el crecimiento y desarrollo de los cultivos establecidos en su interior con relativa independencia del medio exterior.
Entonces la finalidad principal de un inverna…

Pasos para tener un huerto urbano

Comenzar con un huerto urbano no es nada del otro mundo; el verdadero reto está en mantenerlo adecuadamente y no abandonarlo a la primera señal de problemas. Los pasos a seguir para comenzar a producir tus propios alimentos son básicamente los siguientes:

Elegir la ubicación del huerto. Para esto debe tener en consideración que la gran mayoría de hortalizas requieren de cuando menos 6 horas de luz al día, por lo cual en el espacio que elijas debe incidir el sol buena parte del día, de esta manera garantizarás las condiciones ambientales óptimas para su desarrollo.
Una opción en caso de no contar con un espacio bien iluminado durante buena parte del día es instalar iluminación sobre las plantas, a fin de completar las horas de luz que requieren diariamente para su desarrollo; pero tendría que hacer una inversión un poco más elevada.

Seleccione las verduras que quiere cultivar. Es recomendable buscar un poco de información sobre las condiciones óptimas para el desarrollo de cada cultivo, a…

La lechuga espacial va siendo una realidad

Existen muchos factores que se tendrán que superar para que en algún momento la humanidad comience a colonizar otros cuerpos celestes, todos ellos de importancia. Pero si tuviéramos que elegir cual aspecto es el más fundamental, sin duda estaríamos hablando de la comida. Para salir de nuestro planeta primero tendremos que asegurarnos de que podemos cultivar alimento en el espacio.
Y esto es justo lo que hicieron los astronautas de la Estación Espacial Internacional hace apenas unos meses. Bueno, no es que hayan obtenido una cosecha impresionante, pero cuando menos ya pudieron probar a que sabe una lechuga cultivada en el espacio, cuya variedad ha sido denominada Ouredgeous, palabra derivada de las palabras rojo y extravagante, en inglés.
La lechuga en cuestión se obtuvo a partir de semillas que llevaban en la Estación 15 meses. El hecho de tenerlas tanto tiempo guardadas allá arriba es para analizar los efectos que la microgravedad tiene sobre las mismas. Fue el astronauta Scott Kelly q…